Reseña
Historia y Folklore

Santero y caminante. Santoruraj -Ñampurej

Jesús Urbano Rojas y Pablo Macera

Editorial Apoyo

Lima, 1992

Reseña enviada a peru@athena.mit.edu en enero 1993
Domingo Martínez Castilla


Un hermoso libro que resiste clasificaciones convencionales. Jesús Urbano Rojas es un famoso artesano retablista ayacuchano, que aprendió el arte del retablo (o cajón San Marcos) con el gran Joaquín López Antay. Ha presentado muestras de su trabajo en muchos países. Pablo Macera es un historiador reconocido, y considerado por algunos peruanos como una de las mentes más brillantes, y por otros como una de las voces más depresivas del Perú. En cualquier caso, su trabajo es muy respetado en medios académicos. Pero en este libro, como él mismo lo dice en la introducción, tuvo más el papel de "jalador de lengua" que de escritor, y aparece en la portada a insistencia de Urbano.

El libro presenta las memorias de Jesús Urbano, que en su juventud fue aprendiz (con el maestro López Antay), posteriormente arriero, y luego reconocido retablista. Lo fascinante es que Urbano, que ha paseado su arte por el mundo, muestra cuán viva está la cosmogonía andina, a pesar de los 460 años de mortandad y opresión. Es increíble ver como la visión del mundo es tan distinta de lo occidental, como los Apus y espíritus tutelares andinos están tan o más presentes que los santos cristianos, que tienen papeles distintos a los que la jerarquía católica desearía. Por ejemplo, Urbano ubica el poder de los diferentes Apus (que en la región andina son montañas) u orccos, la necesidad de presentarles pagapus (ofrendas) de acuerdo a su categoría, y en qué consisten tales pagapus. Viviendo ahora en Chaclacayo, cerca a Lima, Urbano indica que el orcco de Lima es el cerro San Cristóbal.

El libro está lleno de historias populares andinas, que para los que lo conocen, recuerda un poco las de Dioses y hombres de Huarochirí del extirpador de idolatrías Ávila, y que fuera trabajado mucho en las tres últimas décadas. Hay muchos detalles de como se trabaja la tierra, de intercambios entre los "chutos" (gente que vive en las alturas) y la gente de los valles de Huanta, de la estructura social, de la religiosidad y liturgia andinas, de la formación de lazos de parentesco, de los roles que tienen los animales domésticos y silvestres, de como se lleva a cabo el trueque y el arrieraje, y miles de detalles más que con seguridad han puesto a trabajar a muchos antropólogos en su propio esquema de lo andino.

Para los que son académicos, el libro puede carecer de estructura y orden, y Macera ya se adelantó a las criticas que le han caído. Pero para los que simplemente están (estamos) interesados en comprender mejor a nuestro país y a su gente, es un regalo delicioso, mezcla de detalles desconocidos y normalmente ocultados a los Mistis (mestizos) y blancos, todo dicho con un respeto y autenticidad que se respira en cada línea. Inclusive los chismes ineludibles en confesiones de este tipo, tienen un peso que pocos literatos pueden lograr. ¡Y lo más lindo es que Urbano jamás había leído un libro!

Me sorprendió (gratamente) que Apoyo S.A. publicara trabajos de este tipo, saliéndose de su línea de empresa dedicada más a la asesoría económica y a los estudios de mercado y opinión.

Y hay que mantener la sintonía, porque Macera indica que se va a preparar una secuela.


Ficha:

Autores: Jesús Urbano Rojas y Pablo Macera
Titulo: Santero y caminante. Santoruraj -Ñampurej
Editorial Apoyo, 1992. 194 pp., 8 páginas de fotos en colores.
Parque Rubén Darío 175, San Antonio, Miraflores, Lima 18, Perú
Teléfonos: 51-1-445-0536 /445-5237
e-mail: postmaster@apoyo.org.pe

Addendum: En agosto de 1996 tuve la suerte de encontrarme con don Jesús Urbano en una feria en Lima, y conversé con él acerca de su libro y de lo que en él ha compartido con nosotros. Él me dio la noticia de que está preparando, siempre con Pablo Macera, una segunda entrega de lo que podríamos llamar sus memorias. Me dijo que iba a ser mucho mejor, que el primer libro "no era nada" comparado con el que están escribiendo. Esperamos ansiosos la publicación de ese trabajo. (DM, octubre de 1996)

961016